Cómo esperar en una sala de espera

Tiempo de lectura: 1 minuto/s

Cuando entre a la sala de espera y vea los sillones, elija uno. Por más que todos se parezcan, siempre hay uno que es el indicado para usted. Siéntese y concentre su mirada en un punto fijo. Tenga cuidado de que este no coincida con los ojos de nadie, puede ponerlo incómodo. No mueva tanto la pierna derecha y, si no puede contenerse, por lo menos haga un movimiento que se asemeje a la música del televisor. Pero mantenga el equilibrio suficiente como para no ponerse a bailar. Respire lo más profundo que pueda y trate de no ahogarse con su propio aire, puede alterar al resto de los pacientes en una tos convulsiva. Piense en algo que lo tranquilice, como los ojos de su mujer. No, mejor olvide ese pensamiento. Respire de nuevo y repita el movimiento las veces necesarias hasta dejar la mente en blanco. Y, mientras el vacío se llena de miles de trazos, procure no dormirse. Si siente que sus piernas se mueven solas y no puede esperar más, estírelas. Si todo esto no funciona, mire hacia la ventana donde una paloma mueve sus alas pero evite pensar en cuántas palomas hay en el mundo, es probable que no escuche cuando lo llamen. Cuando por fin escuche su nombre, no se levante bruscamente, se puede marear e incluso caer. Camine lentamente hacia el consultorio y hágase esperar.

10 Respuestas

  1. Adriana dice:

    Preciso,impecable y realista!! Me encantó!!! Felicitaciones,Yael!!

  2. Melisa Alexandra dice:

    Muy bueno, en serio. Es tan auotmático el ejercicio de la espera que pensar en ponerle instrucciones es genial. Hay 500 millones de puntos de vista más, como los hay de pacientes.

  3. Marina dice:

    Ni una palabra de más, ni una palabra de menos. Impecable!

  4. Silvia Liberati dice:

    Me gustó mucho. Muy realista utilizando l ironía.

  5. Ariel Graziani dice:

    “No, mejor olvide ese pensamiento”, jaja me encantó, muy bueno Yael, felicitaciones!!!

  6. Yael Rodríguez dice:

    Sí, re da para más. Gracias por los comentarios 🙂 jaja! saludos

  7. Ada Salmasi dice:

    ¡Muy bueno! me sentí tan atrapada en esa sala de espera que me hubiera ido volando con las palomas.

  8. Mariana Vega dice:

    Hola, me pareció entretenido, fresco y veloz. Me gustó la parte final donde el paciente es el que se hace esperar.

  9. José María dice:

    Está buenísimo!

  10. Amadeo Belaus dice:

    ¿Inspirado en el Manual de instrucciones, de J. Cortazar?
    Corto pero interesante, Creo que el tema da para mas.
    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *